Comida natural para perros con insuficiencia renal

En este post trataremos sobre qué es la insuficiencia renal en perros, qué síntomas presenta, cómo debemos actuar y qué pautas y consejos debemos seguir en la alimentación de un perro con insuficiencia renal.

La insuficiencia renal es la incapacidad de los riñones para eliminar las toxinas y productos de desecho del cuerpo. Esta enfermedad suele ser frecuente en los perros de edad avanzada, aunque también puede aparecer en perros jóvenes, y puede ir asociada a otras enfermedades, como la hipertensión o la diabetes.

Si tu perro sufre insuficiencia renal es muy importante que siga una dieta natural adecuada. Si no tienes suficiente tiempo para prepararla existen opciones como AltuDog cuyos menús con arroz integral son completos y equilibrados, y aptos para perros con insuficiencia renal.

¿Cómo puedo saber si mi perro padece insuficiencia renal?

Si crees que tu perro padece insuficiencia renal es importante que acudas a tu veterinario para que establezca un diagnóstico correcto y realice los análisis oportunos a tu perro.

Uno de los síntomas más frecuentes de la insuficiencia renal es la poliuria, es decir, tu perro orina frecuentemente.

Por otro lado, la insuficiencia renal como hemos indicado hace que los desechos del cuerpo del perro no se eliminen correctamente y por tanto se vayan acumulando en la sangre. Esto se conoce como uremia, y sus síntomas más frecuentes son apatía, cambio de comportamiento, depresión, pérdida de apetito y de peso, sequedad en el pelo, aliento con olor a amoníaco, vómitos, úlceras en la boca, y diarreas. También puede provocar desorientación y por tanto descoordinación en sus movimientos.

En estos casos, es muy importante seguir el tratamiento establecido por el veterinario así como una dieta natural de calidad.

¿Qué pautas debo seguir en la alimentación de mi perro si tiene insuficiencia renal?

Existe mucha controversia sobre la alimentación de los perros con problemas renales, sobre todo por el miedo a piensos con un elevado porcentaje de proteína.

Hay que recordar que el perro es un carnívoro y que su dieta principal debe ser la carne. Lo más importante es fijarnos cuál es la fuente de donde proviene esa proteína, no es lo mismo que sea de origen vegetal que de origen animal. Muchos de los veterinarios clínicos se basan simplemente en recomendar piensos específicos para problemas renales o piensos bajos en proteína sin mirar el contenido del etiquetado o lo que es peor, sin saber interpretarlo… Lo más importante en estos casos es que la proteína que demos al perro tenga un elevado valor biológico, ya que si aportamos proteína vegetal el perro no la digiere bien y estaremos haciendo que su riñón e hígado trabajen más de la cuenta para poderla eliminar con lo que agravaríamos el problema.

Nuestro consejo es alternar diferentes tipos de alimentación natural, en ese sentido comenzar con el menú AltuDog pavo con arroz integral y después alternar entre las variedades de vacuno wagyu, pollo, cerdo… con arroz integral. Cuanto más variada sea la dieta mucho mejor.

Ninguno de nuestros productos lleva fósforo añadido, el fósforo del análisis nutricional lo aporta de manera natural la carne.

Las ventajas de una alimentación natural frente a las bolitas de pienso:

  • Refuerza el sistema inmunitario ya que todos los ingredientes que lleva son naturales, no subproductos o harinas
  • Proporciona proteínas de elevado valor biológico y biodisponibilidad, ya que son proteínas de origen animal
  • Mejora los procesos inflamatorios y las lesiones de la piel por su alto contenido en omega 3 a través del salmón y la grasa insaturada de wagyu.
  • Rica en antioxidantes naturales de las frutas y verduras.
  • Dieta apetitosa, que hará que el perro no pierda las ganas de comer.
  • Dieta húmeda, mantendrá al perro hidratado, muy importante para la actividad renal

Por último, seguramente tu veterinario te recomendará dividir su ración diaria en más de 2 o 3 tomas para no forzar demasiado sus riñones.

¿Qué pautas debo seguir en la alimentación de mi perro si tiene piedras en el riñón?

Hay que recordar que el perro es un carnívoro y que el ingrediente principal de la alimentación debe ser la carne. La mayor parte de piensos que hay en el mercado específicos para cristales en la vesícula (Royal Canin, Hills, etc.) incluyen altas dosis de carbohidratos, bien en cereales o en leguminosas.

Los cálculos o cristales de estruvita, oxalato, calcio… son los más frecuentes. Las variaciones en la acidez de la orina son un factor clave en la formación de este tipo de cálculos, y para eso la dieta, así como una correcta antibioterapia, son básicas.

Magnesio, amonio y fosfato son los tres elementos clave en la formación de este tipo de cálculos, incluso se les llega a conocer como cálculos MAP (siglas en inglés). A mayor concentración, mayores las posibilidades para su formación. 

Hablamos de cálculos biliares que se constituyen en la vesícula. Mientras más agua ingiera el perro, más acuoso se vuelve el medio de la vejiga y esto contribuye a su disolución o evita su formación. Las dietas caseras tienen un gran contenido de agua (del 70 al 80%) mientras que los alimentos comerciales apenas y llegan al 10% de humedad. Este factor es muy importante porque con dietas caseras o dietas naturales como AltuDog nos aseguramos la ingesta –de forma indirecta- de agua por parte del perro.

Las dietas con cantidades moderadas de proteína y bajas cantidades de fósforo y magnesio reducen la urea, el fosfato y el magnesio en la orina, y por lo tanto las posibilidades de formación de estos cálculos.

La acidez, conocida como pH es un factor clave en la formación de los cálculos. Mientras más ácida esté la orina (pH menor a 7), menos son las posibilidades de formación de cálculos, pero no sólo eso, también este medio ácido ayuda a la disolución de los cálculos formados. Por ello, tanto las dietas naturales como los menús AltuDog con alto contenido en carne nos aseguran mantener ese pH ácido.

Perros con orina alcalina incrementan las posibilidades de desarrollar cálculos, que es lo que suele pasar con los piensos comerciales altos en carbohidratos.

Antibióticos.- Este punto es clave y debe de quedar muy claro: es necesario que haya infección para la formación de cálculos. Por lo tanto, podemos deducir dos cosas clave:

  1. Las posibilidades de evitar o destruir los cálculos con una dieta adecuada pero SIN antibioterapia, son prácticamente imposibles.
  2. El éxito en la terapia es muy elevado si se aplica una terapia antibiótica adecuada y se proporcionan dietas naturales (altas en agua) apropiadas para combatir este tipo de cálculos.

 

¿Qué pautas debo seguir en la alimentación de mi perro si tiene oxalato en la vejiga o la creatinina alta?

Normalmente los veterinarios clínicos no entienden de alimentación, es una rama especifica al igual que en medicina humana. Se basan simplemente en las recomendaciones de los piensos según el fabricante.

El perro es un carnívoro y como tal debe comer proteína animal, no vegetal.

Muchos de los piensos renales aportan niveles más bajos de proteína, pero esa proteína es de origen vegetal que el perro no digiere y estamos haciendo que su riñón trabaje más de la cuenta para poderla eliminar.

Por otra parte, son dietas muy secas, el perro necesita dietas más húmedas para una correcta actividad renal.

Con la alimentación natural se aportan dietas con proteína de origen animal y que es de gran valor biológico, esto quiere decir que es más digestible. Por otro lado, la cantidad a dar es menor que con las dietas renales, por ello el aporte de proteína total diaria es muy similar aunque sean dietas más altas en proteína contando con la ventaja de que es más asimilable.

En este sentido cualquiera de nuestros menús con arroz integral son recomendables para estos casos ya que contienen proteína animal de alto valor biológico, y por tanto más asimilable, y al ser dietas hidratadas estamos aportando agua para ayudar al correcto funcionamiento del sistema renal.

Alimentos que debemos evitar para perros con insuficiencia renal

Cuando nuestro perro sufre insuficiencia renal, debemos evitar todos aquellos alimentos que tengan un alto contenido en fósforo. Estos son algunos ejemplos:

  • Sal. La sal no es adecuada para tu perro, y menos aún si sufre de insuficiencia renal. Su organismo no logra eliminarla y su acumulación provoca retención de líquidos. También pueden formarse edemas, aumentando la carga de trabajo del corazón. Esto podría generar algún problema cardíaco. Además, la sal aumenta la cantidad de proteína excretada en la orina, contribuyendo al deterioro de la función renal.
  • Huesos. Consulta con tu veterinario, tal vez debas eliminarlos por completo de su dieta, ya que son ricos en fósforo y otros minerales, por lo que no son muy adecuados si los riñones de tu perro no funcionan correctamente.
  • Aceites vegetales
  • Alimentos ricos en fósforo. Debes evitar estos alimentos, ya que su alto contenido en fósforo es perjudicial para un perro con insuficiencia renal:
    • Productos lácteos
    • Huesos
    • Hígado
    • Pescado azul
    • Legumbres

Alimentos recomendados para perros con insuficiencia renal

Los alimentos ricos en fósforo no son recomendables para un perro con insuficiencia renal. En este sentido, una dieta natural siempre será más baja en fósforo que cualquier pienso o bolitas.

El fósforo es un mineral esencial para la salud de tu perro. Junto con el calcio, contribuye al desarrollo de unos huesos fuertes. Pero si los riñones funcionan mal, no se eliminará el fósforo extra, acumulándose en la sangre. Esto es causa de riesgo cardiovascular, además de formar depósitos. Por ello, en caso de insuficiencia renal, debe reducirse y controlarse su consumo. Se ha demostrado que las dietas bajas en fósforo desaceleran la progresión de la enfermedad renal en los perros. El sodio también es perjudicial. Es recomendable reducir la ingesta de sal de tu perro.

Pero, ¿debe eliminarse por completo el fósforo de la dieta de un perro con insuficiencia renal? 

No, ya que el fósforo resulta esencial para la estructura celular y ósea de tu perro. Sin embargo, debemos vigilar la cantidad de fósforo que consume el perro, ya que si sus riñones no funcionan correctamente, no serán capaces de metabolizarlo y se irá acumulando, provocando depósitos e incrementando el riesgo cardiovascular.

Estos son algunos ejemplos de alimentos con un bajo contenido en fósforo para perros con insuficiencia renal:

 

  • Líquidos. Un perro con insuficiencia renal necesita ingerir mucho líquido, por lo que se recomienda que su dieta tenga un alto contenido de humedad y además tenga siempre agua fresca y limpia a su disposición.

 

    • Grasas. En el caso de insuficiencia renal, ingesta de grasas de origen animal no está limitada. La cantidad de grasa que debe consumir un perro se calcula en función de su peso y su actividad físicaSi tu perro sufre sobrepeso o no realiza una actividad física medi-alta, deberás proporcionarle una cantidad moderada de grasas. Si está en forma y es activo, podrá aumentar su consumo de grasa, ya que es una fuente de energía saludable y baja en fósforo (pero alta en calorías). Si sufre pancreatitis, deberás moderar el consumo de grasas.

 

  • Los alimentos con alto contenido en ácidos grasos omega 3 son muy recomendables en casos de perros con insuficiencia renal. El aceite de pescado es una fuente excelente de omega 3, al igual que los pescados, evitando las espinas por su contenido en fósforo. El pescado blanco es más indicado ya que el azul contiene más cantidad de fósforo. Por esta misma razón, debemos evitar el aceite de hígado de pescado.

 

  • Proteína. La proteína debe ser de origen animal y de alto valor biológico.
  • Fruta y verduras. Se recomienda verduras que contengan fibra, como la zanahoria, el brócoli, la calabaza o el calabacín. Las frutas como manzanas, peras, melocotones, sandías o mangos también son recomendables. Los arándanos son buenos para luchar contra las infecciones del tracto urinario y para los riñones. 
  • Alfalfa y algas. Son buenas para tu perro, pero dáselas sólo una o dos veces por semana, ya que la alfalfa es diurética y las algas contienen sodio.

 

Conclusiones

  • Hidratación directa e indirecta: un perro con problemas renales necesita beber mucha más agua para poder eliminar la misma cantidad de toxinas que un perro sano. Además de seguir una dieta rica en humedad, nunca debe faltar agua a su alcance. Ten en cuenta que tendremos que darle más oportunidades para orinar, realizando más paseos, aunque éstos sean más cortos.
  • Comida húmeda: a diferencia del pienso seco, la comida casera y la comida natural como AltuDog ofrecen un mayor aporte de agua, por lo que son más beneficiosas para la salud del perro con insuficiencia renal. Así mismo, se considera un alimento más palatable, es decir, más apetecible, lo que mejorará su estado de ánimo.
  • Evita la sal: aunque nunca debemos ofrecer alimentos con sal a nuestro perro, en el caso de los perros con insuficiencia renal este es un condimento que debe estar totalmente restringido. Puede provocar daños muy severos en su organismo como por ejemplo, vómitos, diarrea, retención de líquidos, sed excesiva, daños en el riñón e intoxicación leve.
  • Proteínas de origen animal y de alta calidad: en los casos de enfermedad renal será fundamental que las proteínas aportadas sean de alta calidad.
  • Evitar el fósforo: al igual que ocurre con la proteína, el fósforo daña el riñón y puede hacer que acumule tejido cicatricial. Debemos evitar el consumo de cualquier alimento que lo contenga.
  • Aumentar el consumo de grasas de origen animal: es muy habitual que los perros con insuficiencia renal sufran inapetencia, por lo que es importante aumentar el consumo de grasas de origen animal en la medida de lo posible, eso sí, al igual que ocurre con las proteínas siempre deberemos ofrecer grasa saludables.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.